Diego Vergelin
Agricultor Biológico-dinámico
 

Hoy en día , tenemos graves problemas de salud general del planeta debido a que lo hemos tratado como si fuera un pedazo de roca muerta que va dando vueltas por el espacio.

Qué síntomas podemos observar como enfermedad ? Cambios climáticos, crecimiento del agujero de ozono, calentamiento del planeta, escasez de agua dulce, etc, etc....

Si observamos un poco nuestro planeta, nos daremos cuenta de que tiene un sistema circulatorio, tanto en los ciclos del agua como en los movimientos que realiza el magma por debajo de las placas tectónicas. También podemos ver procesos de contracción y expansión en su atmósfera y en capas gaseosas más alejadas, así como ritmos diarios y anuales que podrían muy bien compararse con procesos de respiración.

Tiene temperatura propia y recibe energía del cosmos circundante, la transforma y aprovecha de distintas maneras. Otra forma de mirar el planeta Tierra es en su conformación física : veremos que tiene un hemisferio norte repleto de masas continentales, en cuanto que el hemisferio sur solo presenta pequeñas puntas de estos continentes y el resto es todo océano e islas.

Sería muy largo seguir describiendo todas las formas que nos muestra que no se trata de un trozo de mineral muerto. A partir de éstas y otras observaciones podemos aceptar que nuestro planeta es realmente un ser vivo.

Si podemos ver esto, más aún podremos ver que nosotros y todos los seres vivos que pueblan esta tierra dependemos, para nuestra existencia física, de la vitalidad de esta Tierra.

Los pueblos antiguos lo sabían muy bien y por eso la llamaban "Pachamama" (Madre Tierra).

A lo largo de la historia de la humanidad, los seres humanos hemos logrado aumentar cada vez más nuestro poder y nuestra capacidad para interferir, transformar, tanto en favor como en contra de la salud del organismo tierra.

La humanidad tiene grandes metas a cumplir, pero si no comenzamos a cuidar la Tierra que nos da el sustento, no podremos tener la salud necesaria, para llevarlas a cabo. Todo está en nuestras manos, de la misma manera como nosotros dependemos de la vida y de la salud de la Tierra, esta vida y salud solo pueden ser dadas a la Tierra por nuestro modo de trabajarla, y de actuar en ella, no hay retorno al pasado. La vía no puede ser volver a sistemas ecológicos no tocados por el hombre, no alcanza con unas cuantas reservas naturales repartidas por el globo mientras usamos herbicidas en millones de hectáreas y hacemos pruebas nucleares que son un ataque directo a las fuerzas de vida del planeta.

El camino es trabajar con la naturaleza y no en contra de ella. Para esto es necesario comprenderla, conocerla, observarla; no como a un ser muerto sino como a un ser vivo.

La Agricultura Biológico-dinámica (ABD) propone en primer lugar partir del cuidado del suelo. Mejorar la fertilidad, a través del uso de abonos y preparados que vivifican el suelo.

Algunas de las técnicas que ayudan a lograr este fin son: La elaboración de compost, utilización de estiércoles fermentados , purines, macerados de plantas, abonos verdes, rotaciones y asociaciones de cultivos, cercos vivos , espacios para la vida de la flora y fauna nativas integrados en las áreas de producción, cobertura del suelo, sistemas mixtos agrícola-ganaderos. Utilización de preparados homeopáticos que logran aumentar la actividad biológica del suelo, mejorar la calidad nutritiva de los alimentos producidos, aumentar la resistencia de las plantas y animales a las plagas y enfermedades, intensificar la captación de influencias cósmicas por parte de las plantas, intensificar la formación de humus en el suelo.

La ABD se basa en crear en cada situación particular un agro ecosistemaúnico al cual se le llama organismo agrícola. Este va tomando la fuerza y salud propia en la medida en que se va convirtiendo en una individualidad agrícola completa.

Ya se ha mencionado que no solo se trabaja con las fuerzas de la tierra sino que también se toma en cuenta las fuerzas provenientes del cosmos, es decir las influencias de los ritmos solares, lunares, de las constelaciones del zodiaco y de los planetas de nuestro sistema solar.

Este tipo de agricultura requiere muy pocos insumos comprados afuera, ya que procura producir dentro del organismo agrícola la mayoría de los abonos necesarios, forrajes para los animales, y plantas y animales para la producción.

Es también importante para la ABD , vista así como un organismo equilibrado, el insertarse en un organismo social más amplio , para ello abre sus tranqueras a distintas iniciativas sociales, terapéuticas, o educativas.

El trabajo con la tierra tiene un efecto sanador sobre el hombre.

Resumiendo un poco: Los alimentos producidos de esta manera otorgan fuerzas y salud a quien los consuma. El trabajo de la tierra si es hecho en el sentido de sanar la Tierra y devolverle fuerzas de vida, también sana a quienes lo realizan y a quienes entran en contacto con dicho trabajo.

El equilibrio que se intenta conseguir en el sentido biológico-ecológico también se procura en el sentido social, tanto de las relaciones sociales entre quienes trabajan la tierra, como con la sociedad.

Trabajar con este tipo de agricultura no es nada fácil y estamos al comienzo del camino , pero creo que con este trabajo se puede aportar soluciones para un futuro mejor.