Carlos Mönckeberg

LA "IMÁGEN DEL HOMBRE" surge como algo que acompaña a la evolucion de la humanidad desde sus comienzos, en el Génesis los "Elohim" o Espíritus de la Forma o Exusiai expresan: "Hagamos al Hombre a nuestra Imágen y Semejanza".-

O sea se propone crear al hombre conforma a una imágen preexistente, que corresponde a un órden jerárquico superior.- Esta imágen primordial aparece en  distintas corrientes religiosas o espirituales, y se plasma conforme a la capacidad perceptiva clarividente de los sacerdotes iniciados de las distintas culturas, así por ejemplo el "Adan Kadmon" en la tradición hebrea, la esfinge egipcia, la visión del "Hijo del Hombre" en el primer capítulo del "Apocalipsis" de San Juan.-. En éste último documento aparece luego una segunda imágen, la de los cuatro "Vivientes" frente al Trono, o sea los representantes espirituales de cuatro constelaciones del zoodiaco fundamentales, el Aguila, el Leon, el Toro y su  sintesis, que es el hombre o el angel.-Análoga visión la encontramos en el profeta Daniel  en el antiguo testamento.-Estos seres cosmicos, pertenecientes a las Jerarquias de los Serafines , Querubines y Tronos, son el realidad los verdaderos creadores del hombre, ellos "componen" su imágen aun antes de la creación propiamente dicha , ésta imágen se plasma por ejemplo en la Esfinge Egipcia.-  

En medio de ellos aparce un nuevo Arquetipo, el "Cordero" quién es el único que puede abrir los sellos del "Libro" , y es alli cuando comienza la verdadera creación.- Rudolf Steiner describe el proceso creacional cósmiso del hombre en el sentido de lo expresado por ejemplo en su  ciclo de conferencias "Las Jerarquias espirituales y su Reflejo en el Mundo Físico" donde incluso indica cómo surgen las distintas partes del ser humano en forma cósmica al relacionarse la Tierra en su estado  germinal con las distintas Jerarquias vinculadas a las constelaciones .-

Con el advenimiento del Cristo, esa  imágen primordial se hizo hombre y "vivió entre nosotros" como lo reconoce expresamente Poncio Pilato cuando dice: "he ahí el hombre".- En la resurección, Cristo devuelve esa imàgen a cada  hombre, la incorpora a la humanidad, y desde ese momento esa imágen es accesible a la conciencia, vivencia  humana.- En toda su obra de 21 años aproximadamente, desde  1903 hasta 1924, Rudolf Steiner desarolla esa imágen fundamental del hombre en el tiempo.-

En la Reunión de Navidad de 1923 resume,condensa y recrea dicha imágen en un espacio espiritual, en la meditación de la Piedra Fundamental, y desde allí en ese espacio muestra el camino de  desarollo de la conciencia del hombre, desde la conciencia corriente cotidiana, hacia la vivencia del hombre en su aspecto cósmico, o sea la conciente reunión del hombre con su propia imágen primordial.- Con ello Rudolf Steiner funda los nuevos misterios del Cristo, que son los misterior del Yo humano,  que deben ser vivenciados por el Yo, o el Yo debe realizarse a través de los mismos, es decir en su conciente unión con el Cristo, como lo describe la leyenda del Santo Grial .- Si la imágen del hombre como la desarrolla Rudolf Steiner es expresión de los  nuevos misterios, toda representación de la Antroposofìa o todo actuar desde la misma debe ser realizada  con la conciencia de que se trata de la representación de un misterio, o sea de un contenido primordial y sagrado.-